Una nueva solución de HPE para beneficiar a telecos y el uso del 5G

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

.

Hewlett Packard Enterprise (HPE) ha anunciado HPE Edge Orchestrator, una solución basada en SaaS que permite a las empresas de telecomunicaciones desplegar nuevos e innovadores servicios para los clientes a través de la infraestructura de TI ubicada en el extremo de las propias telecos o en clientes.

Con la solución HPE Edge Orchestrator, las empresas de telecomunicaciones pueden ampliar su oferta de servicios al poder incluir un catálogo de aplicaciones a computar en el extremo que los clientes pueden implementar, con un solo clic, en cientos de ubicaciones simultáneamente. HPE Edge Orchestrator permite a las empresas de telecomunicaciones monetizar la red 5G y la nube de telecomunicaciones al tiempo que ofrece una menor latencia, mayor seguridad y mejores experiencias de usuario final.

El auge del edge computing 

Los analistas esperan que en la próxima década se produzca el despegue del edge computing, donde las cargas de trabajo intensivas en el procesamiento de datos como IA, machine learning (ML), realidad aumentada y virtual se alojarán en el extremo. Las empresas de telecomunicaciones ya cuentan con miles de localizaciones en el extremo que dan soporte a las redes móviles y fijas, por lo que están en una posición única para liderar el mercado de servicios edge.

De hecho, según un estudio reciente de IDC, el 40% de las empresas confían en su compañía de telecomunicaciones como su principal proveedor de soluciones edge. Sin embargo, hasta ahora las empresas de telecomunicaciones no tenían las herramientas para hacerlo por sí mismas sin depender de proveedores de nubes públicas.

HPE Edge Orchestrator devuelve el poder a las telecos.

Con esta nueva solución de HPE, ahora las telecos pueden ofrecer servicios de valor añadido en el extremo por derecho propio y pueden pasar de ser casi solo proveedores de ancho de banda y voz a ofrecer aplicaciones innovadoras de edge computing tales como análisis de vídeo aplicando IA, automatización industrial y servicios de realidad virtual. Los nuevos ingresos derivados de estos servicios empresariales de alto valor también ayudarán a cubrir los costes de implementar la nueva infraestructura 5G.

 «Hoy en día, las telecos tienen una parte importante del negocio empresarial, pero a menudo se las considera poco más que proveedores de ancho de banda, compitiendo principalmente en precio», ha declarado Phil Mottram, vicepresidente y gerente general de la unidad comercial de soluciones de comunicaciones y medios de HPE. 

“HPE Edge Orchestrator capacita a las telecos a ascender en la cadena de valor y convertirse en proveedores fiables de servicios perimetrales, ofreciendo servicios diferenciados y de alto valor añadido, así como nuevas aplicaciones perimetrales para sus suscriptores móviles. Además, las empresas de telecomunicaciones se posicionarán para competir de manera más efectiva con los cloud providers y los Over-the-top».

servicios de las telecos

La computación en el extremo

HPE Edge Orchestrator permite a las empresas combinar fácilmente sus aplicaciones con los servicios de red ofrecidos por las compañías de telecomunicaciones, creando así un flujo end-to-end a través de la computación en el extremo. Hoy, HPE Edge Orchestrator admite la computación perimetral de acceso múltiple (MEC) con otras funciones de red como servicio (NaaS) agregadas al catálogo de aplicaciones. La plataforma MEC permite que las aplicaciones se ejecuten en el extremo, al tiempo que ofrece servicios de red que aseguran un enrutamiento dinámico del tráfico en entornos 4G, 5G y Wi-Fi.

Para aprovechar la oportunidad de dar servicios en el extremo, las empresas de telecomunicaciones deben llevar el procesamiento de las aplicaciones de la nube al extremo donde se encuentran y generan los datos. Con HPE Edge Orchestrator, junto con los servidores HPE Edgeline y ProLiant, las telecos pueden proporcionar los siguientes beneficios comerciales para sus clientes:

  • Baja latencia. Cuando las aplicaciones pueden procesar localmente solicitudes en lugar de enrutarlas a un centro de datos remoto, pueden dar un rendimiento mucho mejor. Esto se traduce en una mejor experiencia del usuario para cualquier aplicación comercial. Es especialmente importante para la nueva generación de casos de uso de latencia ultra baja como la realidad aumentada y la automatización industrial, los tiempos de ida y vuelta son absolutamente esenciales.
  • Optimización del ancho de banda. Posicionar la inteligencia de las aplicaciones en el extremo, como procesar los datos más cerca de donde se generan, reduce en gran medida el ancho de banda de la red de área extensa (WAN) que requieren. Esto se traduce en menores costes de WAN para las empresas y menor congestión de tráfico en las redes urbanas de telecomunicaciones. Las aplicaciones como analítica de vídeo se vuelven mucho más eficientes y, como resultado, aplicables a casos de uso que podrían no haber sido viables en el pasado.
  • Seguridad y privacidad mejoradas. Cada vez que las empresas transmiten datos a través de una red, los exponen potencialmente a amenazas de seguridad. En cuanto a la información confidencial, algunas empresas desean mantener todo en sus instalaciones. En regiones con protecciones estrictas de privacidad como la Unión Europea, algunas aplicaciones pueden simplemente no ser visibles a menos que puedan procesar toda la información de identificación personal localmente.
Mira nuestras
Últimas noticias relacionadas
¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

¡Suscríbete a nuestra revista!