Las Bolsas desafían la realidad económica tras la victoria de Joe Biden

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

.

Hace décadas uno de los economistas más influyentes del siglo XX dijo que “los mercados pueden mantener su irracionalidad más tiempo del que tu puedes mantener tu solvencia”. De no ser así nunca se producirían burbujas en las bolsas. Y es que, hoy en día, y desde una perspectiva mundial, estamos ante una de las mayores burbujas que se recuerdan, lo cual no quiere decir que no pueda hacerse mucho más grande todavía.

 

las bolsas tras el triunfo de Joe Biden

 

Tanto si miramos la relación entre el crecimiento económico a nivel mundial, donde el FMI pronostica una recesión del -4.4% a nivel global, la más grande registrada en el último siglo, como si miramos los resultados empresariales, no respecto a la expectativa creada previamente por las propias compañías, sino comparando beneficios año contra año, descubrimos que pocas veces, en las últimas décadas, ha habido una desconexión mayor entre como cotizan las bolsas y la realidad económica, tanto macro como micro.

 

Las bolsas celebran la victoria de Joe Biden

 

economía americanaTras las elecciones estadounidenses hemos asistido a una reacción claramente alcista en todo tipo de activos de riesgo a nivel global.

Supongo que el mayor miedo entre los inversores era un desenlace incierto, que dejase al mercado sumido en una incertidumbre sobre quien sería el nuevo presidente de la mayor potencia económica y militar del mundo durante semanas.

Sin embargo, y pese a que D. Trump no acepta el resultado, el mercado ha celebrado que Joe Biden será durante los próximos cuatro años el nuevo presidente de EE.UU., y lo que es más importante, que podrá llevar a cabo nuevas políticas de estímulo a nivel fiscal, que permitan proyectos billonarios en infraestructuras, así como enviar nuevamente cheques a los ciudadanos estadounidenses que sufren una ausencia de ingresos debido a la pandemia.

 

La vacuna de Pfizer también suma

A la noticia de la victoria de Joe Biden se suman además las declaraciones de la farmacéutica Pfizer sobre los primeros resultados de su vacuna, actualmente en fase tres.

Cuando el mercado ya está en modo optimista, hablar de una vacuna con efectividad del 90% y que podría suministrarse en pocos meses es lo mismo que arrimar una cerilla a un bidón de gasolina.

La noticia es claramente positiva, pero a corto plazo nos queda un desierto por delante, tal y como han advertido en las últimas horas el presidente de la Reserva Federal, el del Banco de Inglaterra y la presidenta del Banco Central Europeo.

 

vacuna Covid Pfizer

 

El invierno se presenta muy duro, con Europa en pleno confinamiento de nuevo y EE.UU. registrando casi 150.000 nuevos contagios al día, todo parece indicar que la mejora económica que se inició en el tercer trimestre de ese año será un hecho aislado, y que el cuarto trimestre se antoja bastante malo de nuevo.

Teniendo en cuenta que las previsiones de todos los organismos internacionales para 2020 hablaban de un primer semestre malo seguido de un segundo semestre de recuperación, que luego tendría continuidad en el inicio de 2021, choca ver como un cambio de escenario claramente a peor es ignorado por los inversores en activos de riesgo. Otra demostración más de que en estos días importa más el estímulo fiscal y monetario que la realidad económica.

 

Mira nuestras
Últimas noticias relacionadas
¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

¡Suscríbete a nuestra revista!