Directivos y Empresas


 Últimas Noticias

“La radiología actual es un excelente ejemplo de la medicina moderna”

Académico de la Real Academia Nacional de Medicina, el Jefe del servicio de Radiología de Quirónsalud Valencia, el Doctor Luis Martí, analiza los beneficios de la radiología, detallando que los biomarcadores de imagen pueden considerarse actualmente como biopsias virtuales.

 

El radiólogo se ha convertido en una pieza fundamental para mejorar el proceso sanitario de todos los pacientes.

 

Dr. Luis Martí Bonmatí, Jefe del servicio de Radiología de Quirónsalud Valencia.

 

El año pasado usted fue nombrado académico electo de la Real Academia Nacional de Medicina. ¿Qué supuso esto para usted y para su especialidad?

Además de un inmenso orgullo y satisfacción, un honor y un privilegio, considero que incorporarme a la Real Academia Nacional de Medicina es una gran oportunidad y responsabilidad para colaborar a engrandecer el prestigio académico, la relevancia científica y la proyección social de esta Institución.

En su trayecto desde el análisis de las manifestaciones de la enfermedad hasta la medicina personalizada, los radiólogos son observadores perspicaces que tradicionalmente se han dedicado a transformar percepciones subjetivas en un conocimiento preciso del estado del paciente.

En mi discurso de ingreso desarrollé cómo la imagen médica digital y el procesamiento computacional de sus datos han permitido extraer numerosos parámetros cuantitativos, conocidos como biomarcadores de imagen, que bien pueden considerarse actualmente como biopsias virtuales o imágenes biológicas.

 

Los hospitales deben apostar por tener al alcance de la innovación la tecnología que permite a sus profesionales conocer con mayor precisión la situación de sus pacientes

Radiología

“Los radiólogos deben adecuar las exploraciones a las necesidades de los pacientes”.

 

En un principio se piensa que el radiólogo se mantiene ajeno a los pacientes y su actividad se basa más en la maquinaria y el análisis de lo que se observa a través de estas herramientas. ¿Es una definición simplista y equivocada de los profesionales de su campo?


Es una definición reduccionista pero no tan equivocada. Los radiólogos deben adecuar las exploraciones a las necesidades de los pacientes y sus dolencias, garantizar que las imágenes obtenidas cumplen con los mejores estándares de calidad, informar los estudios generando toda la información pertinente y relevante para el conocimiento de la existencia, grado de afectación y de extensión de la enfermedad, y establecer criterios de gravedad y de respuesta al tratamiento.

Los radiólogos deben también colaborar en los comités multidisciplinares para el mejor diagnóstico y tratamiento de los pacientes, dirigiendo las actitudes clínicas y desarrollando la terapia guiada por la imagen y el intervencionismo radiológico.

Deben también estar accesibles a los médicos peticionarios y a los pacientes para cualquier duda o información que necesiten sobre la imagen y su proceso.

Y además deben desarrollar la medicina de precisión de la mano de la ingeniería biomédica y los biomarcadores de imagen en un entorno de satisfacción para los pacientes y para el entorno sanitario en el que desarrollamos nuestro trabajo. Como ve, pensar que nuestro entorno son las máquinas y no los pacientes no sólo es reduccionista sino decimonónico.

 

Saber lo que está sucediendo en una zona determinada, sus características, lo antes posible y de forma segura e incruenta para el paciente, es el paradigma de la medicina moderna

 

Como experto en el diagnóstico por imagen, ¿cuál es la tecnología más impactante que se encuentra a disposición de los hospitales en España?

Radiología Quirónsalud Valencia.

La imagen médica ha evolucionado gracias a las tecnologías.

La imagen médica evoluciona con el desarrollo tecnológico. El desarrollo de las técnicas de adquisición y procesado de imágenes, con una mejoría impresionante en su calidad de resolución espacio-temporal y diferenciación de contraste, está ligado al progreso de la computación, la transformación de la información y la revolución digital.

Los hospitales deben apostar por tener al alcance de la innovación la tecnología que permita a sus profesionales conocer con mayor precisión la situación de sus pacientes. En muchas ocasiones la radiografía digital o la tomografía computarizada (el TAC) serán suficientes, pero los mayores desarrollos actuales están en los TAC multiespectrales, la mamografía digital con tomosíntesis, la resonancia magnética de alta resolución, la tomografía por emisión de positrones (el PET) y la ecografía con elastografía y perfusión.

De enorme importancia es además extraer toda la información disponible de estas imágenes mediante el procesado computacional de las imágenes generadas a través de los biomarcadores de imagen.

El objetivo final de estos biomarcadores es asegurar que la realidad virtual in-silico que representan es coherente con el análisis microscópico in-vitro y el estudio macroscópico in-vivo, y que esta información funcional y fisiopatológica es de beneficio para el mejor tratamiento de los pacientes.

 

En el corazón la imagen es uno de los campos que más ha evolucionado e impactado en la práctica clínica

 


Una de las principales inversiones hospitalarias está precisamente destinada a este tipo de maquinaria. ¿Los altos precios que se pagan por ella se amortizan fácilmente en resultados tanto para el centro como para los pacientes?

Sin ninguna duda, la radiología es una de las principales áreas de beneficio para los hospitales. Sus costes están ajustados, sus ventajas son críticas y los ingresos que generan hacen posible planificar las actualizaciones y reinversiones necesarias para no caer en la obsolescencia tecnológica. De este modo se garantiza que los pacientes tengan acceso a la tecnología adecuada que evaluará de forma precoz y precisa su estado de salud y que se tratará de la mejor forma su enfermedad.

 

¿Precisión, poca invasión y precocidad en el tratamiento son los tres grandes parámetros que debe buscar la radiología actualmente?

Son las bases de la imagen médica. Saber lo que está sucediendo en una zona determinada, sus características principales, lo antes posible y de forma segura e incruenta para el paciente es el paradigma de la medicina moderna. La radiología actual es un excelente ejemplo de la medicina moderna basada en la precisión, la precocidad y el paciente.

Dr. Luis Martí

“La radiología es una de las principales áreas de beneficio para los hospitales”.

 

Antes de operar, hoy el primer diagnóstico lo dicta la imagen. ¿El grado de exactitud de una lesión puede ser del 100%?

La radiología es básica tanto para operar como para no hacerlo. Muchas situaciones se manejan actualmente de forma casi exclusiva con la imagen. Conocer la cantidad de grasa que presenta el hígado en las esteatosis o la existencia de un tumor primario en un paciente cirrótico se establece sin necesidad de obtener muestra histológica en la mayoría de pacientes.

Claro que la anatomía patológica sigue siendo fundamental, principalmente por los desarrollos de la patología molecular, pero la imagen determina qué pacientes deben estudiarse con esta técnica, qué zona de la lesión debe biopsiarse y en qué pacientes no es necesaria.

 

Se habla de equipos multidisciplinares desde su especialidad. ¿El éxito de un tratamiento radica en esta unión de profesionales médicos?

El conocimiento médico es cada vez más amplio y las decisiones en muchos procesos graves, como en la oncología, se toma con mayor calidad cuando varios especialistas participan en el proceso. No se entiende la medicina sin una colaboración y comunicación efectiva entre profesionales. El radiólogo es una pieza fundamental en este proceso, ya que interactúa con la mayoría de las disciplinas médicas para mejorar el proceso sanitario de los pacientes.

 

Enfermedades cardiovasculares.

En el corazón, la imagen es uno de los campos que más ha evolucionado.

 

Cada vez más se está investigando más en profundad la cuestión de los biomarcadores. ¿Qué ofrecen los biomarcadores y qué potencial tienen para el futuro?

La expansión masiva de la potencia de cálculo computacional ha permitido no solo aumentar la capacidad de procesamiento de las imágenes médicas sino también la información que puede extraerse de ella, los cambios en los tejidos. Este progreso genera una información cuantitativa fiable que no podía visualizarse previamente en las imágenes originales y que representa la aportación radiológica a un tratamiento más seguro, personalizado y eficiente.

Esta información cuantitativa objetiva representa los biomarcadores de imagen, que pueden expresarse como aquellos procesos biológicos y tisulares relevantes en una enfermedad y extraídos de las imágenes médicas mediante cálculos computacionales. Su potencial es inmenso, ya que nos permite conocer lo que está sucediendo dentro de un órgano y de una lesión sin daño al paciente, y con una alta precisión.

Además, podemos repetir este análisis siempre que sea necesario, con lo que puede medirse de forma precoz y fiable el efecto de los tratamientos sobre las lesiones que pretendemos curar.

 

Las enfermedades cardiovasculares suponen una de las principales causas de muerte a nivel mundial. ¿Cómo ha evolucionado la imagen cardiaca y vascular para prevenir este tipo de patologías?

En el corazón, la imagen es uno de los campos que más ha evolucionado e impactado en la práctica clínica. En la actualidad somos capaces de detectar mediante TAC y RM la existencia de área de hipertrofia, adelgazamiento, isquemia y cicatrización en el músculo cardíaco como si tuviéramos el corazón del paciente al alcance de la mano, de forma totalmente segura y sin necesidad de realizar nada más que un examen radiológico.

Somos capaces de saber si existen estenosis en las arterias y si hay obstrucciones vasculares. Pero además la radiología es capaz de, a través del uso de catéteres y prótesis, tratar los aneurismas abdominales y las obstrucciones de las arterias. Tanto en el diagnóstico como en el tratamiento la imagen médica es actualmente la piedra angular de la enfermedad cardiovascular.

 

Radiología en el cerebro.

Neuroimagen.

De la misma manera, la neuroimagen está cobrando un mayor protagonismo para el tratamiento del dolor. ¿Qué grado de conocimiento existe sobre este tema en España?

Si hace tan sólo 10 años les dijera que somos capaces de conocer los tractos que conectan las principales áreas cerebrales, la existencia de anomalías en la densidad de neuronas o el daño en la estructura íntima del cerebro, no me creerían.

Sin embargo, en la actualidad todas estas estructuras y centros funcionales se estudian con la resonancia magnética (RM). Tanto en neurología como en neurocirugía, neuropsicología y psiquiatría, el estudio de las propiedades cerebrales con la imagen está abriendo campos de conocimiento insospechados.

Sabemos cómo funciona el cerebro en reposo y cómo se comporta cuándo realiza una acción, conocemos las lesiones que presenta y sus propiedades, ayudamos a establecer diagnósticos precisos y monitorizar los tratamientos. Y todo ello con exactitud, precisión y colaboración multidisciplinar.

 


CURRICULUM VITAE – Dr. Luis Martí Bonmatí

  • Cursa los estudios de Medicina y Cirugía en la Universidad de Valencia (1978/1983), obteniendo la calificación de Premio Extraordinario de Licenciatura por Tesina (1984). La Tesis Doctoral la realiza sobre el estudio de los tumores del hígado con Resonancia Magnética, obteniendo la cualificación de Premio Extraordinario de Doctorado (1991).
  • Logra la primera plaza de Radiodiagnóstico por el sistema MIR (1984) y se especializa en el Hospital Universitario La Fe de Valencia (1984/1987).
  • Al acabar, se integra como facultativo en la Sección de Resonancia Magnética del Hospital Universitario Dr. Peset, donde logra la Jefatura de Sección en 1995.
  • Desde 1997 es Jefe de Servicio de Radiología del Hospital Quirónsalud de Valencia, integrando la ingeniería biomédica en el proceso de innovación radiológica del hospital.
  • Desde 2009 ejerce como Jefe de Servicio de Radiología y Director del Área Clínica de Imagen Médica del Hospital Universitario y Politécnico La Fe. Este mismo año 2009 es nombrado Coordinador de Radiología de la Universidad Católica de Valencia y en 2011 Profesor Titular y responsable de Radiología de la Universitat de València. Esta Acreditado para Catedrático de Universidad por el Consejo Superior de Universidades desde el 1 de Diciembre de 2015.
  • Ha sido Director de 28 Tesis Doctorales y de 13 Proyectos Fin de Carrera.
  • En la actualidad, y desde 2012, es también Director del Grupo de Investigación Biomédica en Imágenes GIBI230, perteneciente al Instituto de Investigación Sanitaria La Fe y al Centro de Investigación Biomédica en Red en Bioingeniería, Biomateriales y Nanomedicina (CIBER-BBN). Este grupo integra ingenieros, físicos, médicos nucleares y radiólogos para desarrollar las técnicas de imagen y los biomarcadores que de ellas se extraigan para, mediante pruebas de concepto y de mecanismo, optimizar la eficiencia diagnóstica y terapéutica de la imagen médica a través de un abordaje multidisciplinar y multimodalidad, tanto en investigación clínica asistencial como en la experimentación animal.
  • Es además miembro desde 2013 del International Scientific Advisory Board del Institut d’Investigació Biomèdica de Girona.
  • Entre sus actividades académicas, destaca su nombramiento Académico de Número de la Real Academia Española de Medicina (Radiología y Radiodiagnóstico, 2015), habiendo sido Académico Correspondiente de la Real Academia Española de Medicina de la Comunidad Valenciana (1985) y de la Real Academia Española de Medicina (2013). Le han reconocido como Doctor Honoris Causa de la Universidad Nacional de Tucumán, Argentina (2015).
  • Profesionalmente, es miembro de la Comisión Nacional de la Especialidad de Radiodiagnóstico (desde 2014). Ha sido Presidente de la Sociedad Española de Radiología (SERAM) (2008-2010) y Medalla de Oro de la SERAM (2014).
  • Ha sido miembro del Council de la European Society for Magnetic Resonance in Medicine and Biology (ESMRMB) (1996-2004), Presidente de esta sociedad (2002-2003) y Honorary Fellow (2010) de la misma. Ha ejercido como Profesor de la School of Magnetic Resonance Imaging de esta sociedad desde su fundación en 1998 hasta 2009.
  • Ha sido miembro del Executive Council y ejercido como Director del Research Committee de la European Society of Radiology (ESR) del 2010 al 2013, poniendo en marcha el Imaging Biomarkers Subcommittee y representando la Radiología en el European Health Council. Es miembro en la actualidad del European Imaging Biomarkers Alliance (EIBALL) y del Scientific Council del European Institute of Biomedical Imaging Research (EIBIR). Ambas instituciones se dedican al soporte a la investigación colaborativa con imagen médica en Europa. Ha dado la Honorary Lecture “Ramón y Cajal” sobre “Research and science: from individuals to societies” en el European Congress of Radiology (2013) como reconocimiento a su investigación científica. Ha representado a la European Society of Radiology en el European Council for Health Research perteneciente a la Alliance for Biomedical Research in Europe (biomedeurope.org).
  • Es profesor y organizador de cursos de la European School of Radiology desde 1997 y miembro de Steering Committee desde 2015.
  • Es tambien Fellow y miembro del Executive Board de la European Society of Gastrointestinal Radiology (ESGAR), habiendo sido Presidente de la Sociedad (2013-2015). En la actualidad es Presidente del Annual Meeting Scientific Committee para Praga y Atenas (2016-2017).
  • También ejerce como miembro del Council y Secretario General de la International Society of Radiology desde 2014. Esta sociedad está dedicada a mejorar la salud mundial a través de la imagen médica, siendo la interlocutora en uso adecuado y seguridad radiológica con la OMS (Organización Mundial de la Salud) y la IAEA (International Atomic Energy Agency). Es Fellow de la International Cancer Imaging Society (2011).
  • Ha sido Presidente Fundador de la Sociedad Española de Diagnóstico por Imagen del Abdomen (SEDIA) (2000-2007). En esta sociedad ha fundado como Director el proyecto SEDIA Investiga y ha sido Editor de su revista Radiología Abdominal (2004-2013).
  • Es también Presidente y Fundador del grupo investigador multidisciplinario Asociación para el Desarrollo y la Investigación de la Resonancia Magnética (ADIRM) desde 2005. Este grupo colabora para mejorar la investigación con biomarcadores de imagen mediante sus relaciones con investigadores de la Universitat de València y la Universitat Politècnica de València (IBIME, ITACA, I3M).
  • Ha obtenido el Premio European Magnetic Resonance Award en 2008 del European Magnetic Resonance Forum (EMRF) por sus investigaciones en Resonancia Magnética. También ha sido galardonado con el Premio Pro-Academia en 2013 por “Exemplary group in Science and Academic life” del “The Round Table Foundation” y la European Magnetic Resonance Forum.
  • En 2014 obtuvo el Premio Teleco Honoris Causa otorgado por el Colegio  Oficial de Ingenieros de Telecomunicaciones de la Comunitat Valenciana.
  • Es en la actualidad miembro del Consejo Editorial de las revistas internacionales European Radiology (“section Magnetic Resonance”) y Radiology (“section Computer Applications”). Ha sido tambien miembro del Comité Editorial de las revistas Cancer Imaging y Diagnostic Imaging Europe.
  • Ha publicado más de 450 publicaciones (235 en revistas referenciadas en Medline), siendo editor de 9 libros y autor de 55 capítulos de libros. La mayoría de sus publicaciones se centran en la Resonancia Magnética, la Radiología Clínica, el desarrollo de los Biomarcadores de Imagen y la Investigación Biomédica apoyada en la Ingeniería.
  • Tiene 10 Patentes y registros de software; dos más actualmente en proceso.
  • Ha participado activamente en 33 proyectos de investigación financiados, con un presupuesto global de 41.824.195 euros. En 14 de estos proyectos ha sido Investigador Principal, con una financiación de 32.104.324 euros.
  • Su Índice h de Hirsch de 27 (Web of Science, 01-2016), con un factor h para Radiología de 1,08 (representando uno de los mayores índices h radiológicos en España). El ratio promedio es de 10 citas por artículo (Web of Science Researcher ID, 01-2016), alcanzando su suma de los factores de impacto de todas las publicaciones (Impact Points) 511.87 puntos (Research Gate, 01-2015). Su Research Gate Score es de 42.72 (97.5% percentile Research members).

 


 

“La radiología actual es un excelente ejemplo de la medicina moderna”

Puntúa esta noticia

Sobre el Autor

Antonio Sanz

Artículos Relacionados

0 Comentarios

Sin Comentarios todavía!

No tenemos comentarios que mostrar, ¿Quieres añadir uno?

Escribe un Comentario

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

eVuelta, serie web Endesa

Bolsa


Cotizaciones del Ibex y demás índices, proporcionadas por Investing.com

Twitter

Síguenos

RSS
EMAIL
Facebook
Facebook
Google+
Google+
https://www.directivosyempresas.com/salud/la-radiologia-actual-es-un-excelente-ejemplo-de-la-medicina-moderna">
PINTEREST
LinkedIn

EDICIÓN IMPRESA

Portada Directivos-y-Empresas-162

REPORTAJE

REPORTAJE

Newsletter