Últimos meses para hacer el cambio de pesetas a euros: en 2021 ya no será posible

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

.

Si eres de los que aún conservas pesetas, tienes que saber que la fecha límite establecida por al Banco de España para hacer el canje de pesetas a euros es el 31 de diciembre de este año. Es decir, a partir del año que viene, la peseta solo tendrá un valor sentimental, ya que el organismo retirará definitivamente la clásica divisa española.

El cambio se podrá realizar en cualquier de las 15 sucursales que el Bando de España tiene repartidas por todo el territorio nacional o en la misma sede central de Madrid en la calle Alcalá en horario de 8:30 a 14:00 horas. Antes de acudir, las personas interesadas deben saber que tienen que portar su DNI, pasaporte o tarjeta de residencia, pues el organismo siempre lo reclamará siempre que la cantidad supere los 1.000 euros al cambio.

El trámite también se puede iniciar de forma online. El Banco de España ha habilitado un formulario digital en el que opcionalmente es posible anticipar la tramitación por medios telemáticos. Para ello, el usuario deberá descargar y cumplimentar el «Formulario para el cambio de pesetas a euros desde el extranjero», disponible en el apartado «Tramitación» y, una vez firmado electrónicamente, presentarlo a través del Registro Electrónico del Banco de España, cuyo acceso encontrará en el apartado «Tramitación».

¿Qué billetes o monedas acepta el Banco de España para hacer el cambio de pesetas a euros?

Como norma general, se cambiarán todos los billetes posteriores al año 1939. En su caso, los billetes emitidos entre 1936 y 1939 también pueden ser objeto de cambio tras ser analizados por los expertos del Banco de España. Se denegará el cambio de aquellos billetes que presenten una superficie igual o inferior al 50% del billete.

En cuanto a las monedas, se cambiarán todas aquella que estaban en circulación el 1 de enero de 2002. El Banco de España reembolsará las monedas auténticas, incluidas las deterioradas, que sean reconocidas como tales por las máquinas utilizadas a esos efectos y podrá denegar el cambio de las que hayan sufrido alguna alteración derivada de un proceso industrial o mecánico.

También ser cambiarán las monedas de 2.000 pesetas que estaban en circulación el 1 de enero de 2002 así como las monedas de colección, conmemorativas y especiales.

billetes-de-pesetas

Más de 18 años y todavía quedan muchas pesetas por cambiar

Fue definitivamente el 28 de febrero cuando las pesetas dejaron de estar en circulación tras la llegada euro a España. Son, por tanto, más de 18 años los que han pasado desde que nuestro país abandonara su moneda. No obstante, tras ese largo periodo, el Banco de España mantiene que los españoles todavía conservan unos 1.600 millones de euros de aquella moneda, cuya conversión hoy serían más de 267.000 millones de pesetas, distribuidos casi a partes iguales entre monedas y billetes.

También sabe la autoridad monetaria que durante el año (del mes de marzo de 2019 a marzo de 2020), se canjearon 1.331 millones de pesetas en billetes y 332 millones en monedas. Cifras bajas para la gran cantidad de dinero en pesetas que aun conservan los ciudadanos.

Con todo, las estimaciones del Banco de España indican que el 45% de las monedas en pesetas que estaban en circulación antes de la llegada del euro nunca serán entregadas y muchas permanecerán en manos de los españoles a modo de piezas de colección. Otras tantas estarán perdidas y otras se quedarán en manos extranjeras.

Últimas pesetas para distintos fines

Pero “aún existen muchas pesetas en nuestras casas, cajones y monederos antiguos que no son nada para nosotros y que pueden ser una gran ayuda para numerosas personas”. Desde esta idea nace La Última Peseta, una iniciativa solidaria para recaudar fondos contra el COVID-19. Se tata de darle esta última vida a las pesetas, tan válida como los euros para los tiempos que corren. A este proyecto se han sumado muchas instituciones a lo largo y ancho del territorio y todas las pesetas recaudadas irán destinadas a la acción #YoMeCorono en beneficio de la Fundación Lucha Contra el Sida (organización que está liderando investigaciones para obtener la vacuna contra el COVID-19), la Fundación Española de Enfermedades Raras y a distintas asociaciones de afectados por el coronavirus.

Otro fin, muy lucrativo por cierto, es el del coleccionismo. Si tienes algunas de estas monedas que destacamos a continuación, has de saber que ganarás mucho con el cambio, pues alguna de ellas superan con creces los 10.000 euros de valor.

5 Pesetas (1949) – Acuñadas en plena época franquista, estas monedas de peseta son las que más valor alcanzan en el mercado, llegándose a pagar por ellas entre 10.000 y 20.000 euros, según conservación

pesetas 1949

1 peseta (1947) – Empezamos con las que se conocieron como ‘rubias’. En esta moneda de 1 peseta salía representado el retrato de Francisco Franco y, por raras y escasa, su valor puede llegar hoy a los 1.400 euros.

-5 pesetas – el popular duro también portaba el retrato de Franco y su buena conservación le puede aportar un valor de hasta 800 euros.

-5 pesetas (Mundial de 1982) – También el duro que se acuñó con motivo del Mundial de Fútbol en 1982 tiene mucha fama entre el mundo de los coleccionistas. Lo cierto es que algunas de estas monedas llevaban, por error, escrita la fecha de 1975 y son éstas las que más valor tienen: unos 400 euros.

Para los que no tengan la fortuna de disponer de estas divisas, cabe recordar lo que decíamos al principio de esta noticia: el último día para cambiar pesetas por euros será el 31 de diciembre de 2020.

Mira nuestras
Últimas noticias relacionadas
¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

¡Suscríbete a nuestra revista!