Directivos y Empresas


 Últimas Noticias

“Lo realmente importante es que exista una cultura del dato dentro de las organizaciones”

“Lo realmente importante es que exista una cultura del dato dentro de las organizaciones”
marzo 23
13:34 2018

Los programas de formación de Madrid School of Marketing, dirigida por Rafael García, o el evento Big Data to Action representan todo un guiño a la cultura del dato, aquella que tienen que abrazar las empresas para no perderse en el ecosistema digital. “Es tiempo de que todos generemos una gran propuesta de valor”, asegura García.

MSMK vuelve a celebrar un evento relacionado con las tecnologías disruptivas como el Big Data. ¿Cuáles son los contenidos y participantes más importantes del Big Data To Action 2018?

Realmente, la propuesta en contenidos del “Big Data To Action” es llevar las técnicas científicas y de gestión, las tecnologías, y sobre todo el dato a la acción. Es decir, como escuela con un área especializada en Data Analytics, lo fundamental es reflexionar sobre cómo los datos aportan valor a través de su gestión, interpretación y fundamentalmente cómo nos ayudan en la toma de decisiones. No es un concepto estático, sino que entendemos el Big Data como un concepto vivo, que evoluciona. De esta razón surge la idea de convertir gran volumen de datos en “Acción”.

Entendemos que hay tres focos significativos en nuestro entorno empresarial: Las personas, que es el activo analítico fundamental (People Analytics), la técnica y el método analítico a emplear en el negocio (Business Analytics) y la inteligencia cognitiva como gran palanca fundamental de desarrollo (Cognitive Intelligence).

¿Por qué se considera que este año 2018 es el del gran salto del Big Data? ¿Cuáles son los argumentos que explican este hecho?

Nuestro histórico nos permite tener una perspectiva única y clara de la evolución de las necesidades de las empresas y de los profesionales, y de en qué momento tecnológico y empresarial nos encontramos. En el año 2010 ya incorporábamos estos conceptos a nuestros programas master para profesionales.

Desde nuestro entender, estamos en momento singular en el que como nunca antes, tenemos a nuestra disposición recursos de gran valor para generar desarrollo y crecimiento de los modelos de negocio. Es el tiempo para que todos generemos una gran propuesta de valor con el fin de crecer sostenidamente y ser más competitivos.

¿Habilidades directivas o perfiles más técnicos? ¿Qué profesional requiere en estos momentos esta era digital?

Sobre todo, habilidades y competencias profesionales. La evolución tecnológica nos lleva a tener que desarrollar más skills que conocimientos si queremos generar valor a través de nuestra propuesta profesional.

Nuestra capacidad para aprender de forma continua y un enfoque cliente/mercado, son las dos competencias principales a incorporar. Personalmente, cuando me preguntan cuál es mi profesión, respondo “estudiante”. De mi jornada de trabajo, dedico aproximadamente entre 1,5-2 horas a analizar información, revisar documentos, leer informes, identificar potenciales vías de crecimiento entre otros.

Las competencias analíticas que tenga una empresa serán las que le permitan dar el salto hacia el Big Data. Si no hay una buena base técnica analítica, les costará mucho innovar y afrontar el futuro

Si hoy es grande el volumen de datos que mueve el Big Data, ¿cómo será el futuro? ¿El hardware estará a la altura de las circunstancias para soportar tanta información?

Aunque estemos hablando continuamente de Big Data, me atrevo a decir que más o menos el 80% procesos de analytics que actualmente existen en las empresas del entorno todavía están enfocados en Business Intelligence. Esto quiere decir que la tecnología, pero primordialmente las competencias analíticas que tenga una empresa serán las que le permitan dar el salto hacia el Big Data. Si no hay una buena base técnica analítica, les costará mucho innovar y afrontar el futuro. Sin duda, el hardware será importante, pero el desarrollo tecnológico particular de cada actor será esencial para abordar los retos y desafíos que tenemos delante

¿Los programas formativos de hoy están pensados ya para el futuro a medio plazo?

Si, desde MSMK hacemos un gran esfuerzo por ofrecer una formación que reúna los recursos de aprendizaje necesarios para que el profesional pueda afrontar, de forma solvente, un proyecto empresarial novedoso. Dado que el Big Data y la tecnología están llenando muchos espacios sociales y de comunicación, han surgido iniciativas de todo tipo que pretenden dar un servicio al mercado. La gran diferencia del analytics frente a otras disciplinas, es que no sólo vale con que una persona aporte experiencia, sino que las capacidades requeridas para interpretar los datos y tomar decisiones basadas en la información exige unos mínimos considerables, algo que tomamos en cuenta al momento de diseñar y planificar nuestra propuesta en cada convocatoria.

Actualmente, también lidero proyectos para empresas, éstas me comentan el gap tan importante que existe entre las necesidades reales que tienen frente a la propuesta de conocimientos y técnicas que aportan los profesionales. La propuesta de capacitación en formato master puede ser una solución reducida en cuanto a las expectativas de la propia persona. En ocasiones, las empresas ante la necesidad de incorporar proyectos de este tipo recurren a perfiles muy jóvenes técnicos que no han madurado o reflexionado al respecto, o bien a perfiles académicos que no tienen suficiente experiencia en la empresa.

El mercado ha incorporado el marketing digital como base de innovación sin desarrollar una cultura sólida basada en los datos empresariales y en su analítica

¿Qué balance puede hacernos hasta el momento de los programas de postgrado de Analytics y Big Data de MSMK?

Como educador por encima de todo siento satisfacción, y como institución educativa percibimos que el mercado nos recibe desde la consolidación y madurez requerida. Nuestro discurso es fruto de haber afrontado innumerables barreras y limitaciones externas, algunas por propio desconocimiento de este ámbito de formación, y otras tantas debido a la anterior crisis económica que llevó al mercado a posponer decisiones relacionadas a la incorporación de estos programas de formación.

Considero que mientras otros países de nuestro entorno nos llevan entre 5-6 años de recorrido en profesionalización, el mercado ha incorporado el marketing digital como base de innovación sin desarrollar una cultura sólida basada en los datos empresariales y en su analítica. Se ha priorizado sobre la tecnología que facilitaba internet como soporte para el control del negocio, y en muchas ocasiones ni siquiera se ha llegado realmente a esa etapa. Se ve claramente cómo las empresas que optaron por la innovación sobre la base de una cultura competitiva en Analytics y con una base tecnológica no sólo son las que más han crecido, sino que en muchos casos son las que han sobrevivido.

En nuestro caso, llevamos cerca de 30 ediciones de nuestros programas máster. Este indicador muestra una credibilidad y un saber hacer. Hay dos aspectos fundamentales que tenemos en la mente a la hora de lanzar un programa al mercado:

Por un lado, el desarrollo de contenidos de gran valor que sean muy sólidos y representativos como para entender que un master es una inversión que tiene que retornar al alumno lo antes posible, ya que, en ocasiones vienen alumnos que ya han hecho hasta dos o tres másteres y por otro, el haber conformado un departamento de Talent Management (Carreras Profesionales y Prácticas en Empresas) eficaz y totalmente profesionalizado que atiende a las necesidades reales de empleabilidad y vacantes de las empresas.

¿El modelo clásico del marketing ha visto ya su fin? ¿Hacia dónde se encamina esta especialidad con este boom tecnológico?

Desde nuestra perspectiva, el marketing va a evolucionar fundamentalmente hacia dos ámbitos. Principalmente, hacia un mayor conocimiento del cliente y profundización en su naturaleza, y después a generar entornos de intercambio comercial de valor, apoyándose en nuevos recursos y perfiles de desempeño profesional enfocado en las habilidades mencionadas.

La distribución de tareas se reenfocará hacia las de más valor, quedando en manos de la tecnología las más sistematizadas, administrativas o de menor impacto en el negocio

¿Pérdida de empleo o una oportunidad laboral, cómo ve usted la que se avecina con la irrupción de tantos sistemas?

Creo que entre todos tenemos que hacer un esfuerzo para reorientarnos hacia esta nueva empleabilidad. Si la empresa no apuesta, el profesional se verá obligado a evolucionar en este sentido y abandonar su ecosistema actual de empleabilidad. Indudablemente, la distribución de tareas se reenfocará hacia las de más valor, quedando en manos de la tecnología las más sistematizadas, administrativas o de menor impacto en el negocio.

¿Cuáles son los campos o sectores empresariales más prometedores con la inclusión del Big Data y la analítica?

Creo que cualquier empresa que decida dar un paso en este sentido formará parte del atractivo de los inversores y del talento. Hay sectores que llevan tiempo trabajando en esta dirección como telecomunicaciones, banca o retail. Sin embargo, creo sinceramente que la brecha entre una empresa con un volumen grande de negocio o de activos y una de menor dimensión se está reduciendo cada vez más, la base de competitividad se asienta sobre otras variables. Lo realmente importante es que exista cultura del dato dentro de las organizaciones sin importar el sector o la dimensión. Cuanto más amplio sea el mercado, la base de clientes y/o potenciales clientes, existirán mayores y creíbles promesas en áreas muy diversas.

¿Cuál es el estatus del Big Data en la empresa española? ¿Podría hacernos una breve radiografía?

Hay mucha inquietud por parte de instituciones tanto públicas como privadas para que vayamos en esta dirección. Esto es muy bueno y esperanzador ya que estamos dispuestos a invertir.

Recuperando mensajes anteriores, la radiografía y el diagnóstico del paciente empresa o paciente profesional, va a venir marcada por su “cultura del dato”. Es decir, por sus ventajas competitivas tanto en analytics y como en sistemas de inteligencia de negocio. Creo que nos hace falta dar pasos en este sentido, aunque ya existe una evolución de la mediana y pequeña empresa hacia este camino.

Antes me refería a cerca de un 80% de proyectos empresariales que están en Business Intelligence, no en Big Data. De la cultura ERP a la cultura Predictive & Forecasting.

Otro término de moda es el Blockchain. ¿Qué potencial de transformación tiene esta tecnología más allá del entorno financiero?

Ya se empieza a ver en usos domésticos y en otros sectores. Todavía estoy aprendiendo a comprender su verdadera dimensión. Creo que las expectativas en cuanto a oportunidades son enormes. Estamos en un momento tecnológico único, en el que todos podemos contribuir a mejorar nuestro saber hacer y explorar océanos con este tipo de tecnologías.

“Lo realmente importante es que exista una cultura del dato dentro de las organizaciones”
Puntúa esta noticia

Sobre el Autor

Ramiro Mesa

Artículos Relacionados

0 Comentarios

Sin Comentarios todavía!

No tenemos comentarios que mostrar, ¿Quieres añadir uno?

Escribe un Comentario

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

REPORTAJE

Síguenos

RSS
EMAIL
Facebook
Facebook
Google+
Google+
https://www.directivosyempresas.com/internet/tecnologia/big-data">
PINTEREST
LinkedIn

REPORTAJE

Newsletter

EDICIÓN IMPRESA

Portada Directivos-y-Empresas-162

Bolsa


Cotizaciones del Ibex y demás índices, proporcionadas por Investing.com

Twitter

Informe Research

El momento de Europa

Directivos y Empresas TV

Categorías