El acceso a mercados con altas barreras de entrada a través de la transformación digital y la internacionalización

.

La globalización y la digitalización hacen imprescindible que las empresas estén en constante evolución, necesiten adaptarse a los cambios para mantenerse al día y, al mismo tiempo, satisfacer las necesidades de sus clientes.

globalización

De hecho, uno de los retos al que nos enfrentamos actualmente muchas de las empresas de nuestro país es el acceso a los mercados internacionales, ya que muchos presentan altas barreras de entrada. Es ahí cuando surge la necesidad, para muchas de las personas que formamos parte del sector empresarial, de apostar por la transformación digital, que ha supuesto una revolución para el comercio internacional, abriendo así la posibilidad de acceder a otros mercados, siendo más sencillo expandirse en el extranjero.

En primer lugar, cabe destacar que la transformación digital es el proceso por el cual se intenta integrar la tecnología digital en todas las áreas de una empresa, desde la producción y logística del producto o servicio, hasta el marketing y atención al cliente. A través de estas tecnologías innovadoras, se consiguen cambios culturales y operativos que ayudan a adaptarse a las necesidades de los clientes, manteniendo al mismo tiempo su competitividad en el panorama tecnológico que cambia constantemente.

Además, permiten el desarrollo propio en base a los procesos y funcionamientos de cada compañía, lo que permite el control de las actividades diarias y el aumento de la eficiencia del negocio. Actualmente, es esencial apostar por la digitalización, ya que se ha vuelto imprescindible para una correcta gestión de la el monitorizar multitud de indicadores o KPI’s por departamentos para medir parámetros clave y optimizar la toma de decisiones o bien, para la gestión de base de datos de clientes, proveedores, o productos y servicios comercializados.

gestión de datos

Por otro lado, cabe destacar la importancia de la apuesta por el desarrollo de diferentes aplicaciones que nos permitan optimizar tiempos y recursos como, por ejemplo, un SGA propio con desarrollo de aplicación para tablets y lectores de códigos, un comparador multitarifa para el departamento de compras o una plataforma orientada exclusivamente a operaciones comerciales y la mejora de la experiencia del cliente, entre otros.

Es evidente que los beneficios de la transformación digital son múltiples, por lo que apostar por ella es una gran ventaja para nuestro sector. En primer lugar, mejora la productividad de la organización, es decir, a través de la tecnología se consigue ahorrar tiempo y mejorar la eficiencia en todo el proceso empresarial.

Vivimos en un mundo en constante evolución y esto, sin duda, se traslada también a este ecosistema. Desde mi punto de vista, el proceso de digitalización es, sin duda, el ADN del mismo. En esta apuesta por la transformación digital, es importante emplear herramientas tecnológicas durante todo el proceso: desde que el cliente entra para comprar el producto, pasando por la selección del mejor proveedor gracias a herramientas de machine learning y terminando por la recepción en almacén, contabilización y llegada del producto a su destino final.

Es decir, si hablamos de la digitalización de una empresa, debemos ser conscientes que esta debe implicar todo el proceso de compra, venta y distribución. Esto también se debería llevar a cabo en la parte interna para conseguir resultados más inmediatos: apostando por comunicaciones diarias de forma digital y por un flujo comunicativo rápido, constante y eficaz.

beneficios de la transformación digital para la globalización empresarial

Otra de las ventajas que proporciona la tecnología son las nuevas formas de negocio. Actualmente las empresas podemos utilizar plataformas de comercio electrónico donde vendemos nuestros productos en línea, permitiéndonos llegar a un público mucho más extenso y reduciendo considerablemente costes operativos, como son la apertura de tiendas en el extranjero, el gasto en recursos humanos, el mantenimiento del equipo o la logística.

Además, a través de esta transformación digital, las empresas tenemos la oportunidad de acceder a plataformas de colaboración en línea, donde podemos contar con recursos y conocimientos, y trabajar con proveedores y socios en todo el mundo, algo que resultaba muy complicado hace tan solo unos años.

De este modo, una de las principales ventajas de la transformación digital es la eliminación de gran parte de las barreras tradicionales para el comercio internacional. La posibilidad de que las empresas no tengamos que estar físicamente en un país para poder vender nuestros productos o servicios, pudiendo realizar este proceso a través de internet, facilita considerablemente el proceso de internacionalización. Además, herramientas como el marketing digital ayudan a acceder a clientes potenciales a nivel mundial, superando barreras geográficas y culturales.

Es importante señalar que la internacionalización, por su parte, presenta muchas ventajas. Entre ellas, aumentar la base de clientes, diversificar el riesgo, acceder a nuevos mercados y oportunidades, reducir costes como los de producción y distribución, y aumentar la reputación de la marca. En general, ayuda considerablemente a reducir su dependencia de un solo mercado y minimizar el riesgo de pérdidas financieras debido a la volatilidad cambiante.

proceso de internacionalización

¿Cuál es la clave del éxito y en la que se debe basar el proceso de internacionalización?

Sin duda alguna, consolidar el modelo de negocio país tras país. Es esencial trabajar con un foco muy claro desde el principio, que, en mi caso, no ha sido otro que centrar la estrategia de negocio en mercados con altas barreras de entrada.

Además, trabajar en un entorno b2b donde el ticket medio de compra es muy alto, hace aún más difícil vender online. En nuestra propia experiencia, hemos sabido llegar al cliente desde los inicios de la compañía de un modo individualizado, convirtiendo posteriormente esa relación en digital. Una vez que controlas el proceso, es menos complicado replicarlo por países. Actualmente, ya estamos presentes en 30 países y eso demuestra que el modelo de negocio funciona.

Es evidente que la transformación digital y la internacionalización van ligadas, ya que la transformación digital es un elemento indispensable en la internacionalización, permitiendo a las empresas acceder a mercados remotos de manera más sencilla facilitando su competencia.

En general, la transformación digital y las tecnologías hacen que el proceso de internacionalización sea mucho más sencillo y rápido, pudiendo llegar a través de herramientas digitales a nuevos mercados, mantener una mejor comunicación con proveedores y clientes y controlar todo el proceso de venta del producto o servicio.

En resumen, la transformación digital es esencial para cualquier empresa que busque expandirse a un mercado global que cada vez es más competitivo. Implementar tecnologías en todas las áreas de una empresa mejora su eficiencia, rentabilidad y productividad, permitiendo a las organizaciones llegar a nuevos mercados con rapidez y a un costo más reducido.

Así mismo, la internacionalización es un proceso que permite a las empresas expandirse en otros mercados al mismo tiempo que aumentan sus ingresos y diversifican sus operaciones. Los dos procesos juntos, pueden ayudar a las empresas a conseguir un éxito global.

Mira nuestras
Últimas noticias relacionadas
¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

¡Suscríbete a nuestra revista!